back to top
19.7 C
Piura
spot_img

Reducción en el uso de combustibles fósiles

Published:

Por: Ronald Ruíz

Quizás el mayor debate en la última COP28 fue la referencia a la necesidad de reducir el uso de combustibles fósiles para avanzar en la mitigación del cambio climático.

Si bien se alcanzó un compromiso para una “transición lejos” de los combustibles fósiles, la cumbre celebrada en Dubai -en el corazón petrolero- careció de mecanismos concretos para avanzar con determinación en la lucha contra el cambio climático. Al mismo tiempo, se acordó triplicar la producción de energías renovables y duplicar la eficiencia energética a 2030, pero los expertos estiman que los resultados son insuficientes para la envergadura de la crisis climático. Los países firmantes se comprometen a hacer “una transición lejos de los combustibles fósiles en los sistemas energéticos, de manera justa, ordenada y equitativa, acelerado la acción en esta década crucial, con el fin de alcanzar la carbono neutralidad en 2050, de acuerdo con las recomendaciones científicas”.

La pregunta es ¿cómo llegar a ese deseado objetivo final de reducción drástica en el uso de combustibles fósiles con el menor costo para la sociedad en países con realidades muy distintas? Se prevé que una interrupción abrupta de la oferta de combustibles fósiles provocaría una disrupción general de la producción, empleo y consumos a nivel global, agravando dramáticamente la situación de las poblaciones más vulnerables.

Los investigadores señalan que la transición energética debe ser relativamente ordenada para que sea exitosa y perdurable. La estrategia podría ser reducir la demanda por combustibles fósiles, penalizando su uso y, paralelamente, fomentando el desarrollo de alternativas limpias para la provisión de energía. Otro componente podría ser en que los países deben enfocarse en reducir las emisiones en aquellas actividades donde es más eficiente hacerlo. Por ejemplo, reducir las emisiones provenientes de la deforestación y cambio de uso del suelo, protegiendo de paso la rica biodiversidad de sus selvas y bosques.

Para nuestras regiones las recomendaciones van por la conservación de los bosques nativos y zonas de páramo, grandes capturadores de carbono;  acelerar la producción eficiente de cobre, litio e hidrógeno verde; y reemplazar el uso de combustibles fósiles por energías limpias. Las políticas públicas deberían diseñarse en este marco estratégico. Por otro lado, faltan acuerdos mundiales de cooperación internacional sobre cómo se establecen compromisos concretos de los grandes emisores, cómo se apoya a los países vulnerables a dejar la matriz fósil cuando no tienen los recursos para hacerlo.

Said Carmona
Said Carmona
Comunicador social, apasionado por la redacción periodística y la investigación. También me encanta el periodismo deportivo.

Deportes

spot_img

Publicaciones recientes

AGENDA DE JUNIO